Publicado el 1 comentario

Meditar con té

Meditación y té

El experto en mindfulness Thich Nhat Hanh, recomienda la práctica de la meditación del té.

Llevando a cabo esta meditación conseguimos estar presentes en el aquí y el ahora.

“Ya no pienso más en el pasado, ya no pienso más en el futuro, soy libre del pasado, del futuro, y lo único que hay es un verdadero encuentro entre mí y el té.” 

La meditación significa estar presente en lo que estamos viviendo. Y esto lo podemos hacer disfrutando de una deliciosa taza de té.

Te invitamos a que la próxima taza de té que te prepares lo hagas consciente y siguiendo los siguientes pasos para poder disfrutar de una maravillosa experiencia.

Estos son los pasos para la meditación con té:

  1. Calentar el agua: mientras, nos sentaremos y nos concentraremos en nuestra respiración, observando como sube y baja.
  2. Preparar la infusión: Escogeremos el té que más se nos antoje en ese momento y colocaremos sus hojas en el filtro, verteremos el agua y observaremos como las hojas se sumergen. Mientras dejamos el tiempo necesario de infusión dependiendo de la mezcla y  volveremos a concentrarnos en la respiración.
  3. Observar: cuando la infusión esté lista, nos fijaremos en su color  y respiraremos sus aromas tratando de distinguir todas sus notas.
  4. Beber:  Daremos el primer sorbo como si fuera la primera vez que tomamos té. Nos fijaremos en su sabor. ¿Es herbal, intenso, frutal, suave? Observaremos su textura. ¿Es cremosa, seca, ligera o espesa? Si lo deseas, te recomendamos tomar nota en alguna libreta para que tengas registro de todas las sensaciones, notas, aromas, recuerdos etc.

Lo que estamos buscando es ser conscientes del presente en el aquí y el ahora.

1 comentario en “Meditar con té

  1. Enhorabuena por tu blog admin, gracias por no usar tantos
    tecnicismos, me gustó mucho este post y te seguiré visitando, gracias ;
    -)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *